jueves, 15 de abril de 2010

TODOS POR EL PERU: ACCIONES Y PROPUESTAS

Cuando se tienen convicciones firmes es mucho más fácil trabajar enteramente por el Perú e inclusive hacer propuestas de sustento. Como por ejemplo, el Estado tiene la obligación de financiar a los partidos con el objetivo de fortalecer por entero a la democracia.
Mirar al país con inmensa fe y decir con firmeza estaremos presentes en las elecciones municipales, regionales y presidenciales. De Independientes pasaron a ser Todos por el Perú. Convencidos de las reformas estructurales, como necesidad para avanzar por el bien de los peruanos.
Los candidatos presidenciales que salen en las encuestas tienen posiciones débiles. Desde Castañeda, Keiko Fujimori, Toledo y Humala y con el gran vuelco que puede ocurrir en que los últimos pueden ser los primeros.
Precisamente por eso el partido que cambió su nombre, sin alterar sus principios, planes e ideología de entero centro apoya con decisión y firmeza a Pedro Pablo Kuczynski, en la tarea de conducir el país y le piden que pronto tome esa trascendental decisión.

Pedro Pablo Kuczynski
Pedro Pablo Kuczynski.

Lourdes Flores Nano puede hacer un buen gobierno municipal, mientras que Alex Kouri tiene que renunciar a la política por sus conexiones directas con Montesinos y los fujimoristas que no le hicieron bien a nadie. Salvo a ellos mismos que se beneficiaron.
Hay un análisis profundo sobre los problemas del Perú y la coyuntura actual, dejando de lado la acusación banal, simplista y demagógica. Acierto en el diagnóstico, viendo efectivamente las causas de nuestros males. Posiciones firmes contra la corrupción y defensa sostenida de la honestidad y transparencia.
Los cambios que se requieren con un paquete efectivo de reformas que incluyen la transformación efectiva y profunda del Estado, entre otros puntos, como necesidad inmediata de seguir por el lado correcto.
Tales apreciaciones son parte del pensamiento de Gonzalo Aguirre Arriz, Presidente de Todos por el Perú hoy a los 47 años, cuyo partido es pequeño aún pero con ganas de crecer. Economista de profesión con estudios en Londres y una maestría en ESAN.
Empresario de éxito. Una época trabajó en la multinacional peruana Yanbal en México. Ahora lo hace en el Perú en los campos agrícola e inmobiliario. Ha promovido distintos desarrollos. Hoy apoya otros más. Está incursionando en el rubro hotelero.
Siempre tuvo deseos de participar en política. Debutó como personero del Frente Democrático (FREDREMO) que impulsó la candidatura de Vargas Llosa. Vino al Perú procedente de México para servir. Ganó Fujimori y se apartó de esta actividad durante 10 años.
Volvió a lo que desde muy joven tuvo inclinación y se desempeñó como Secretario General de Unidad Nacional y Jefe de la Campaña en la parte administrativa de Lourdes Flores Nano y aquí está. No se ha desvinculado nunca más.
Fui regidor de la Municipalidad de Lima en el primer gobierno del alcalde Castañeda como independiente dentro de Unidad Nacional. Luego con Drago Kisic, Raúl Salazar y otras personalidades, fundaron la Coordinadora Nacional de Independientes, inicialmente para formar parte de Unidad Nacional, como una agrupación de centro. Que abarcase a aquellos que respaldasen esta posición. Lo de Unidad Nacional no funcionó. Terminaron fundando el partido propio.
Fue candidato por el Frente de Centro, en las elecciones del 2006, a la Segunda Vicepresidencia de la República en la plancha que encabezó Valentín Paniagua. Alberto Andrade, ocupó la candidatura a la Primera Vicepresidencia.
Candidato al Congreso y a la Presidencia de la Región Lima. En ninguno de los dos casos salió electo. Sin embargo, como postulante a congresista sacó alrededor de l6 mil votos. Seis meses más tarde, para la región Lima, obtuvo 42 mil votos. Ello significa que en popularidad ha crecido.


Gonzalo Aguirre Arriz.

Considera que la política es una herramienta de desarrollo notable que se merece que los mejores ciudadanos participen en ella y como tal su partido pretende eso: vincular a los peruanos con entereza ética y con capacidad profesional para que permitan desde el gobierno hacer lo que hacen ellos exitosamente en sus empresas. Generar puestos de trabajo. Plantear mejores condiciones de vida y trabajar por el desarrollo nacional.
He aquí la entrevista exclusiva de Aguirre con Miscelánea:
- ¿A qué están dedicados, actualmente, en Todos por el Perú?
- Esta es una etapa pre electoral de las elecciones municipales y regionales. Con un esfuerzo importante y con recursos de lo propios candidatos, estamos en la gran tarea de recomponer y reforzar comités en Lima y el interior del país. Arduo y difícil trabajo. Pero allí estamos presentes. Se abren locales y los miembros del comité juran sus cargos día a día. Aspiramos a ser una organización efectiva.
- Significa, entonces, ¿que participarán en los comicios de noviembre del presente año?
-Claro que sí. Mi partido intervendrá en diez regiones con candidatos propios: Ancash, Huánuco, Lambayeque, Junín, Huancavelica, Loreto, La Libertad, Ica, Cusco y Madre de Dios. Lo mismo haremos en unos 10 o 15 distritos de Lima.
-¿Cuál será la fuerza y el motor del partido que preside en la competencia electoral?
- Estas elecciones son enteramente vecinales y localistas. Lo que se busca es la mejora de la calidad de vida en el entorno más inmediato. La fuerza nuestra es la que puede tener cada candidato con su propio electorado. Hemos buscado postulantes que están identificados al máximo con las necesidades de la mayoría. El Partido como tal asesora, promueve y participa como facilitador de estas candidaturas.
-En estas elecciones municipales, según las encuestas, se perfilan dos candidaturas de fuerza en lo que respecta a Lima: Lourdes Flores y Alex Kouri. ¿Cuál es la apreciación de su agrupación con respecto a ello?
-Hasta el momento no estamos presentando ningún candidato al sillón municipal de Lima Metropolitana. Por ende, no competimos directamente con ellos. Lourdes se presenta con la bandera de la decencia contra el otro candidato que, aparentemente, no tendría ese nivel. Ella puede hacer una buena labor en Lima. Tiene a su lado gente experimentada que puede aportar. Su partido ha tenido éxito a nivel municipal. De allí salió Alberto Andrade y a Luis Bedoya Reyes, lo consideran, ampliamente, como el mejor alcalde de Lima.


Lourdes Flores Nano

-Kouri, ¿no cuenta en esta elección?
-Soy un convencido de que Kouri tiene que retirarse de la política. Si bien es considerado un gestor eficiente, no podemos permitir que quien colaboró con Montesinos y otras personas que tienen una visión antidemocrática, participen en las elecciones ¿Son delitos? Eso lo sabe la justicia. Lo cierto es que no se puede perdonar tan fácilmente a quienes desprestigian al Perú.
-Las elecciones presidenciales son el próximo año. Las encuestas dejan candidatos y porcentajes. ¿Puede darnos a conocer sus análisis y aplicaciones?
-No se conoce aún quienes son los candidatos. Este año que falta es clave. No veo a ninguno de ellos con posiciones sólidas. Por el contrario, son frágiles. El mismo Castañeda que ocupa el primer lugar con sus obras públicas, tiene problemas de comunicación con la población, cuentas no muy claras en su gestión; y, supuestamente, la falta de un aparato partidario de alcance nacional que le permita la consolidación.
-¿Y Keiko Fujimori que va como segunda?
- Se trata de una joven con aparente simpatía que no tiene mayor mérito y que se cuelga más al nombre y posible merito de su padre, rodeada de gente que no necesariamente fue buena para el Perú. Ella no tiene méritos. Solo haber sido congresista. Hoy en día no está preparada para gobernar al país.
-¿Alejandro Toledo es otra posibilidad?
-El ex presidente está creciendo y tiene un gran carisma. La gestión presidencial fue medianamente buena. Pero no profundizó las reformas. De lo que se escucha, Toledo no tendría ningún interés en hacerlas en un segundo gobierno.
-¿Que dice de Humala y el voto de la protesta por la protesta?
-Corrió una ola corta y empinada muy bien el 2006. Pero no es más que eso. No tiene realmente estrategias de desarrollo viables a largo plazo. Ni visión sostenible en el tiempo. Más bien es el antisistema. Como tal, logró capturar, firmemente, la simpatía de ciertos sectores de la población. Pero no propone, realmente, nada constructivo. No profundiza el sistema democrático. Ni las libertades que fortalezcan a la ciudadanía. Humala es un político que tuvo su momento y no va a volver a tenerlo. No tiene nada que aportar y seguirá desinflándose.
-¿Existe una opción de izquierda?
-Las izquierdas. Son tantas. Como la caviar de Susana Villarán y las otras de otras. Sin embargo, una izquierda pensante siempre es interesante porque la discusión de ideas es enriquecedora. Ninguno es dueño de la verdad absoluta. En el Perú, esta visión de las cosas es minoritaria. Pero el contraste sirve incluso con las derechas extremas que también existen y son excluyentes a veces. En el país lo que se requiere, en esencia, es trabajo y las izquierdas que pretenden igualarnos a todos, no generan riqueza Claro que ésta hay que distribuirla. Esto último lo ofrece una posición de centro que pregona inversión, libertad y derechos de igualdad de oportunidades.
-¿Habrá, definitivamente, otras candidaturas?
-Tenemos a gentes que, por razones propias, se convierten en candidatos débiles y que, de alguna manera, se suben a la ola de un crecimiento del cual no son artífices. Ellos no van a cambiar ni aportar a favor del Perú.
-Concretamente, ¿qué pasará en los próximos meses?
-Mi impresión es que puede haber un vuelco. Los primeros lugares de las encuestas no se van a sustentar en el tiempo. El peruano que desea consolidar el crecimiento económico quiere que se profundicen las reformas. Que el Perú sea un país más justo, de más oportunidades, de más eficiencia por parte del Estado.

Susana Villarán calificada de caviar.

-¿Por quién se inclina su partido?
-Hay mejores candidatos que todavía no están en los primeros lugares. Como por ejemplo, Pedro Pablo Kuczynski, militante del partido desde hace un año donde se siente cómodo. Un economista y tecnócrata como lo son muchos de los fundadores del partido. El todavía no se ha lanzado. Está tentando esa posibilidad. Como tal está en un periodo de pre-campaña viajando por el país, recogiendo información y teniendo contacto permanente con el pueblo. Cuando se lance-esperamos sea pronto- lo hará con el respaldo del partido.
-¿Los outsiders y las posibilidades de un triunfo el 2011?
-El sistema político peruano es imperfecto. Los partidos políticos no tienen recursos. Hay mucha insatisfacción con respecto a la evolución del Estado y no del país que debe acompañar este deseo de crecimiento y no lo hace. Eso es parte del rechazo y los políticos de turno no cumplen. Por ello, los outsiders tienen la puerta abierta.
-¿Cómo los define a ellos?
-Como personas que irrumpen en la vida política de un momento a otro, en un tiempo relativamente corto y aprovecha la insatisfacción. El Perú está harto del mal político. Pero está llano a aceptar a quien cumple. Que sea honesto. Que quiera el bien de todos. Que sea tajante contra el narcotráfico. Contra la corrupción. Contra la depredación de nuestros bosques. Contra el mal trato a nuestros indígenas. Estamos listos para aceptar un liderazgo serio. Sin embargo, el outsider es una posibilidad, aunque la realidad es que estamos deseosos de personas hábiles y no de improvisados.
-¿Ustedes están en la oposición frente al Gobierno de García?
-Consideramos que García ha corrido la ola de la prosperidad y no la ha generado. Parte viene del exterior y del modelo que comenzó con Fujimori. Toledo continuó la tarea. Nuestra crítica frontal es que este gobierno no ha profundizado las reformas que el país requiere. En Justicia. En Educación y en la eficiencia del Estado. El gobierno se ha beneficiado de una situación favorable a nivel macroeconómico y allí quedó.
¿Puede dar algunos ejemplos que sustenten su posición?
-Por supuesto Para tener un país más justo se requiere recaudar más impuestos. La presión tributaria es la misma de la época de Toledo. Con el mismo l4 o 15% del PBI no se puede lograr lo que si se puede hacer con un 20 o 25%.
-¿Y la educación?
No se ha tocado nada en cuanto a calidad de ese sector. Sin embargo, hay que reconocer obras de infraestructura y romper, para bien, la hegemonía dictatorial y sectaria del SUTEP. Pero en calidad, repito, nada.
-En otros campos, ¿hay logros?
No los veo. Si nos referimos a la Justicia, allí tampoco se ha hecho algo trascendental. El Poder Judicial sigue siendo un ente que no funciona. Los juicios duran mucho. Y justicia que dura, no es justicia.
-Muchos analistas, con razón, afirman que actualmente no hay oposición al gobierno. ¿Por qué ocurre ello?
-Nuestra posición ha sido dada en forma directa y, sí se quiere, dura. Ahora bien de una manera general y ampliada del entorno político, puede tener algo de asidero esta afirmación. No olvidemos que el Perú, durante mucho tiempo, ha estado postrado. Había crecimientos bajos e inclusive decrecimientos. La desocupación era una realidad constante. En líneas generales, la situación ha mejorado ya hemos dicho cómo y por qué. Comienza la gente a aspirar mejor. La economía va por buen camino. El país crece. Todo ello quita la visión crítica. Eso hace, entre otras razones, que la oposición sea tímida. Pero que hay cosas por arreglar, las hay. Nosotros seguiremos señalándolas. En consecuencia, si haremos oposición. Pero, reconociendo siempre, el camino conquistado. Principio elemental de proporcionalidad democrática.
-¿Su opinión sobre el Congreso de la República?
-Muchos de los congresistas no aportan nada. Se sabe que 5 o 6 de ellos son los que mueven el Parlamento frente al desconocimiento mayoritario en la labor del Estado y las acciones legislativas. Hay asesores de bajo nivel. Las promociones y las iniciativas brillan por su ausencia. Los congresistas son vistos como funcionarios públicos que gozan de muchos privilegios. Pero que, a cambio, no aportan nada.
-Cuales son los orígenes de estas deficiencias?
-La falta de recursos para los partidos políticos que no participan en la vida política del país como debe ser. Considero como necesario y primordial, el financiamiento por parte del Estado a las agrupaciones políticas para conseguir calidad. Ello daría lugar a que los partidos funcionen efectivamente, no solo en épocas de elecciones, sino permanentemente. Que los candidatos al Congreso sean mejores; y por ende, que este poder del estado tenga mejores representantes.

Criticas duras al Congreso de la República.

-Vayamos a otro punto lo que nos corroe: la corrupción. ¿Que se hace con ella?
En un país que crece a tasas de 7,8, 9 o 10% se pretende hacerlo impulsado por el sector privado y en lo cual, por obligación, se tiene que pasar por el sector público que está anquilosado, es ineficiente y burocrático. No puede sacar adelante proyectos. Por eso viene la corrupción. Aparentemente, la única forma de avanzar es pagando y corrompiendo Que eso está mal, por supuesto que si. Hay que combatirla, evidentemente. Hay formas de avanzar. Una de ellas: la reforma total del sector público en una necesidad inmediata de una reestructuración efectiva del Estado. El país quiere crecer, desarrollar. Por eso mismo, hay que decirle no a la corrupción.
-¿Algunas otras medidas?
Hay muchas de ellas. Que se usen, mucho más, las herramientas electrónicas. La capacitación al máximo del funcionario público. Que exista, de una vez por todas, la carrera del servicio público. Que se les pague mejor a los funcionarios y asciendan en función de los meritos.
-El caso de Business Track y el chuponeo telefónico. Los faenones de Rómulo León y Alberto Quimper. Ahora al parecer la intervención de Jorge del Castillo en actos que serían poco serios, desalientan al máximo. ¿Cómo se sale del atolladero?
Evidentemente debe haber casos-llamémoslo así- de gestión impropia. Estos temas deben ser tratados a fondo. Hasta qué punto es un delito conversar con un ministro. En qué momento una propuesta para el desarrollo del país, se convierte en un negociado. Cuándo pasamos el umbral. Si el mismo Poder Judicial, con sus méritos o deméritos, no lo puede hacer. Entonces vuelvo a lo mismo, la reforma del Estado es la solución
-¿Existen leyes que protegen a la sociedad en estos campos?
- Si claro. La Ley de Gestión de Intereses que está vigente. El famoso dispositivo para normar los lobbies y que haya transparencia en la relación entre el Estado y los inversionistas. Muy pocos miembros tienen hoy este libro de gestión.
-Entonces, ¿no sirve para nada?
-En Estados Unidos si es una realidad y los responsables están obligados a llevar una serie de documentos. El Perú como estado ha contratado con ellos en diferentes casos. Sin embargo, el tema en el propio país no se ha profundizado. Por eso se sigue trabajando todo bajo la mesa. De manera oculta. El panorama es gris. Los procesos no están delineados. Mientras no se haga sencilla la forma de trabajar con el Estado, habrá corrupción. Hagamos un estado fuerte para que de una vez por todas acabar con estas lacras. La transparencia es una necesidad.
-Frente a todo este panorama, ¿ve el Perú con esperanza, con pesimismo o con preocupación?
-Lleno de fe. Veo a las claras que estamos creciendo. Generamos riqueza sostenidamente, aunque cometemos errores en el camino. El PBI crece. Se ha duplicado en los últimos años. Veo un Perú que despierta y se siente más unido. Eso hace que podrá levantar la mirada hacia el futuro. El peruano siente que el país le brinda más oportunidad. Que puede construir más por su familia.
-¿Hagamos, si me lo permite, definiciones de los políticos como en un juego de ping-pong?
- Si claro.
-Alan García?
-Sagaz, suertudo y un político de cuerpo entero porque esa es su vida.


Alan Garcia: "Sagaz, suertudo y un político de cuerpo entero".

-¿El Premier Javier Velásquez Quesquén?
-Buen negociador y conciliador
¿El Presidente del Congreso, Luis Alva Castro?
-Lo conozco poco pero me hace pensar que ha asumido grandes responsabilidades, sin estar preparado para ello
-Javier Diez Canseco?
- Izquierdista de toda la vida. Parece inteligente y consecuente con sus ideas
-El Padre Marco Arana?
-Da la impresión de no ser tan radical como lo pintan. Esta asesorado por intelectuales de la Universidad Católica.
- ¿Por qué el cambio de nombre del partido. De Coordinadora Nacional de Independientes (CNI) a Todos por el Perú?
-La CNI fue fundada hace seis años con una posición eminente de centro y con miras a triunfar en política. No puedo negar que siempre existió, entre sus militantes y dirigentes, un sentimiento de cambiar el nombre del partido. Analizamos sondeos y recurrimos a los expertos. Queríamos hacer más valedera nuestra propuesta. Que más personas participen en política. Trabajar con seriedad por todos los peruanos. Cumplimos con lo que nuestros estatutos exigen. Realizamos una asamblea en diciembre del año pasado y vino con todo entusiasmo para convencer aún más, el cambio. Sin embargo, hemos mantenido, como símbolo, la antorcha algo modernizada. Ahora somos Todos por el Perú y pretendemos guiar e iluminar los destinos del país.
-En lo que respecta a ideología, planes y programas, ¿también se registran cambios?
-Nuestras convicciones son las mismas y por ello no hay cambios sustanciales. Si añadimos algunos aspectos como la protección del medio ambiente y mirar todos los entornos. Una meta es gobernar con responsabilidad social. El Plan Fe está vigente y tiene como objetivos al igual que en el pasado: fortalecer el Estado, la educación y la empresa. En consecuencia, no hemos desvirtuado, en absoluto, los principios originales del partido.
-Muchos dicen que su agrupación es un conjunto de tecnócratas y profesionales con buenas intenciones y nada más. Que no tienen ninguna presencia efectiva de masas y por ende absoluto respaldo popular. ¿Qué comentarios le merecen estas aseveraciones?
-Somos un partido pequeño de pocos años pero con futuro. Hemos dado grandes pasos. Identificamos liderazgos, viajamos por el país y nos comprometimos por el Perú. Participamos como aliados en el Frente de Centro en las elecciones del 2006. Estaremos presentes en los procesos electorales próximos y allí se demostrará cuánto arraigo tenemos entre la población. Lo de tecnócratas. Si, muchos de nuestros fundadores, lo son. Es decir, economistas preocupados por el desarrollo del país. Actualmente, tenemos cuadros que tienen infinidad de profesiones. Capacidades, las tenemos. Profesionalismo, también. No somos tan grandes como quisiéramos. Está todo por hacerse.
-La experiencia del Frente de Centro del 2006. ¿Qué lecciones sacaron de ello además de la derrota y haber obtenido tan sólo el 7% de la votación?
-Participar en política siempre deja algo positivo. Más aún cuando hay partidos más antiguos como Acción Popular y Somos Perú al lado de líderes como Valentín Paniagua y Alberto Andrade. Ello nos permitió conocer el trabajo de ellos, en la convicción de servir con decencia y honestidad al Perú. Todo esfuerzo electoral enseña mucho. Sin embargo, las alianzas no son muy fáciles. Hay que reconocerlo, evidentemente, que se pierde independencia y visibilidad. Lo del 2006 nos enseña que teníamos que darle a nuestro partido más fortaleza e incluir a la mayor cantidad posible de peruanos para que nos apoyen decididamente.

Valentín Paniagua
Valentín Paniagua Corazao.

Le recordamos que Paniagua quien perseguía la Presidencia de la Republica, lamentablemente, falleció. Lo mismo ocurrió con Alberto Andrade, el candidato a la primera Vicepresidencia Aguirre seguía en la segunda y por lo tanto, si el Frente de Centro ganaba las elecciones, usted hoy seria el Jefe del Estado ¿cómo toma esa posibilidad?
-Como una posibilidad que nunca se dio y nunca fue real. Si ello hubiera ocurrido, obviamente que estaría tranquilo trabajando y gobernando el país, con el apoyo de mi partido. Responsabilidad plena de gobierno siempre la hemos tenido. Gozaríamos de un periodo presidencial normal, con las personas idóneas para los distintos encargos que hubiésemos tenido. Recordemos que la plancha presidencial del Frente fue seria en su momento, bien pensada y que al país no le generó ningún sobresalto. Tal como lo que ocurrió cuando Paniagua fue Presidente Constitucional en momentos sumamente difíciles para la democracia, de noviembre del 2000 al 28 de Julio del 2001. (Edgardo de Noriega)

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada