miércoles, 22 de octubre de 2014

CLARO...CLARISIMO

Casi todos los vaticinios que hizo esta columna se cumplieron a cabalidad sobre los resultados de las recientes elecciones municipales y regionales. El principal de ellos es que efectivamente en las urnas y con el voto ciudadano, Luis Castañeda Lossio, fue elegido como Alcalde de Lima, con inobjetable mayoría del más del 50 por ciento.
·          
Evidentemente, un fenómeno contradictorio resultó la elección de Castañeda. Lo cierto y extraño es que el ganador se impuso  durante una campaña de mudez persistente, alejado constantemente de los medios de comunicación.
·          
Lo que es inexplicable: sin dar a conocer ni siquiera su plan de gobierno. Recién lo ha hecho después de ser escogido por el voto popular. Allí persistió en obras, obras y más obras. Pero en ningún momento, borrando los ribetes evidentes de desprestigio por la trafa de Comunicore y otras tantas perlas, precisamente, no de transparencia. Sí de robos y corrupciones.
·          
Ahora bien, no es momento de juzgar a Castañeda, conforme los hemos hecho persistentemente en este blog.  Si es momento de darle el beneficio de la duda y desearle éxitos en su gestión edil, la tercera de su controvertida vida política.  Felicitaciones sinceras. Lima se merece una gestión acertada. El tiempo, evidentemente, es necesario para opinar. Mientras tanto, alas y buen viento.
·          
Lo otro que se cumplió, de acuerdo a lo que publicamos anteriormente, es que muchos corruptos que incluso están en la cárcel, inexplicablemente, se bañaron en popularidad y consiguieron volver a ser reelegidos presidentes de sus regiones o burgomaestres de distintas ciudades del país.
·          
Ello, evidentemente, preocupa y es un problema serio por resolver y afrontar, a fin de reforzar la ética y moral que requiere permanentemente el país. El caso más saltante de tal contradicción es la vigencia política y el triunfo electoral de un pillo total que recibía coimas de dinero constantes  y sonantes, como es Gregorio “Goyo” Santos, en la Región Cajamarca.  
·          
Lo tenemos preso en la cárcel capitalina de Piedras Gordas. Pero mondo y lirondo lleno de celebridad, pontificando en contra del desarrollo minero del país “Conga no va” sentenció al referirse al proyecto de Yanacocha que hasta ahora está paralizado. Con la seguridad, la soberbia  y la tozudez que le da haber ganado los comicios regionales, escondiendo por completo que está totalmente equivocado. Una verdadera amenaza pública para el pais.
·          
 ¿Qué se  hace?  No queda otra que combatirlo democráticamente y demostrarle a cada rato que su obstinación le hace daño a cada uno de los peruanos, desde los más encumbrados hasta los más humildes y paupérrimos.  Señor Santos usted camina para atrás y afecta por completo, la necesidad de progreso que requerimos. Esto es lo cierto.
·          
Ello está claro. Lo que no lo está es que legalmente este hombre,  de los registros Patria Roja, pueda asumir el poder. No es dable ni consecuente por una sencilla razón: un delincuente no puede representar al pueblo. El  Poder Judicial deberá sentenciarlo, sin dilación alguna. Ni demoras innecesarias. Esa es la voz y a cumplirla.
·          
En el colmo de males una de sus seguidoras, Rocío Silva Santisteban militante de Tierra y Libertad y novia del inefable jefe de esta agrupación, el  cura Marco Arana, se da el lujo de afirmar una sandez de Perogrullo: “la apuesta por Santos es básicamente una apuesta por la dignidad cajacha (cajamarquina), una apuesta por la unidad de la resistencia y la lucha por el agua”
·          
La cuestión ética y moral (los robos) ni se analizan. Que brillante intelectual es esta señorita: digna del sacerdote suspendido por la Iglesia que es su compañero. Lo menos que se puede decir y lo dejamos allí. No  queda otra.
·          
En lo que si no acertamos, hidalgo es reconocerlo, es en el fenómeno de Enrique Cornejo Ramírez, el candidato municipal del Apra. Lo pusimos en el rubro otros. Los que carecían de posibilidades Pero lo real es que se convirtió en la revelación y sorpresa de este proceso electoral municipal.  
·          
Cierto es que tuvo un desempeño muy eficiente durante la campaña donde demostró conocimiento de causa y sobre todo un bagaje de ideas técnicas que las supo vender con acierto concreto y de resultados, ganando el segundo puesto de la lid electoral con un 20 por ciento  de adhesiones y dejando, en lugares inferiores, tanto a Susana Villarán como a  Salvador Heresi.
·          
Cabe explicar que lo conseguido por Cornejo en ningún caso se debe a su  partido, el otrora poderoso Apra y hoy debilitado en la peor de sus agonías. Si a su  capacidad que fue intuitiva y precisa, rodeado de jóvenes tecnócratas que debutaban en  política. A las claras se notaba que sabia y conocía del tema y no era un improvisado más. Clave para el aumento de votos. Llegó impecable al 20%.
·          
Por eso, precisamente  por eso, la gente lo apoyó. Aunque muy lejos de Castañeda. Más de 30 puntos de diferencia Pero  mérito si lo tiene  y el buen desempeño le generarán, evidentemente, réditos políticos posteriores. Más aún cuando  García, el líder indiscutible de su organización, ni siquiera lo ayudó. Que vale, vale. Y obviamente Alan se fijará en él y lo tomará en cuenta para el 2016.
·          
No obstante de que el éxito Cornejo fue evidentemente personal y no derivado de su partido. Captó el voto independiente y eso ya es una virtud en tiempos como los actuales. Indiscutiblemente. Cornejo merece aplausos por su impecable desempeño
·          
La señora Susana Villarán de la Puente que ha terminado la campaña sin saber  si está a la izquierda de sus ensueños juveniles y adultos del ultrismo. Lo que si sabe y debe estar arrepentida es  que estuvo al lado de la derecha corrompida de Toledo, con quien inexplicablemente se alió y sólo el 10% de los votos alcanzó.
·          
La alcaldesa se irá a su casa sin pena ni gloria y seguramente, en el  estío que ya se viene, irá a quitarse el sofocamiento del calor a la Playa de la Herradura para, sobre todo, ver si todavía hay arena y los veraneantes puedan bañarse en el otrora  balneario que ella durante su gestión, precisamente, malogró.
·          
Tantas fallas en su periodo gubernamental edil que oh Susana ,realmente, se ha convertido en impopular. Ocurrírsele la reelección fue un error de desconocimiento de la realidad electoral que le ha costado su relevo. El fracaso, en todo orden de cosas, resultó constante durante  su controvertida  y criticada gestión.
·          
Hay otro hecho que debe dejarse claramente establecido. Ya se vencieron los plazos respectivos y el grupo Villarán dejó de dar a conocer sus gastos de campaña, ante la Oficina Nacional de Procesos Electorales (ONPE).
·          
Ello sí que es una burla efectiva cuando además ese organismo estatal calculó costos de más de 4 millones de soles en publicidad televisiva. Ah propósito Solidaridad Nacional hablo de egresos en este rubro que no llegan a los 30 mil soles.  El cálculo del organismo electoral es, en este caso de unos 6 millones de soles.  ¡Que tales farsas!  Desembolsos exactos se requieren de todas maneras
·          
Sigamos analizando. Salvador Heresi no caló en ningún momento y obtuvo una escasa votación del 6 por ciento. El otrora popular Alcalde de San Miguel, prácticamente, se quedó en la vía pública de la derrota castigadora de poder.
·          
Al candidato nii Pedro Pablo  Kuczynski, el inefable PPK que se escondió para apoyarlo y si lo hizo con el elegido Manuel Velarde (PPC)  en San Isidro, de cuya agrupación del cuy milita con acercamientos peligrosos al corrupto de Alex Kouri, ni el partido que lo acogió, como vientre alquilado de Reggiardo y compañía, lo salvaron.
·          
 Así uno prefiero a los enemigos que a los amigos y el buen Heresi ni cuenta se dio.  Más se dedicó a sus canciones. Las que aplicó como estrategia inútil en la campaña.  Lo que no nace bien, no crece bien. Que le sirva de experiencia.
·          
La  gran comprobación de los comicios, evidentemente,  es que los partidos políticos peruanos pasan por una de sus peores crisis. Prácticamente, no son nada ni representan nada. Ni el Apra, ni el pepecismo. Ni la izquierda que, dicho sea de paso, no existe. Ni tampoco aquellos que, en épocas de vigencia, se pusieron al centro. Carencia evidente.
·          
El nacionalismo brilló por su ausencia en el proceso edil. Mientras que en el PPC , la pelea crujió entre dos facciones irreconciliables: la de su presidente Raúl Castro Stagnaro a un lado y al otro el grupo encabezado por Lourdes Flores Nano.
·          
Ambas han perdido la perspectiva del presente y futuro. En el caso específico de la elección, debilitaron por completo a su candidato, Jaime Zea Usca, que se quedó estancado y al final obtuvo un mínimo insignificante del 2%, en la saga tormentosa del fracaso. Como si realmente no existiese.
·          
 Nada bueno saco y el partido fuerte de antes si que se debilitó por completo. Trepita  de cólera su fundador,  Luis Bedoya Reyes, que hasta ahora no sabe qué hacer y ni siquiera habla  una sola palabra del asunto. La reestructuración total es una necesidad.
·          
Lamentable lo que ocurre porque está probado que el juego político eficiente se desarrolla a plenitud con la existencia de los partidos. Así la ciudadanía tiene la oportunidad de escoger y el sistema democrático de fortalecerse.
·          
No existiendo los partidos, todo resulta frustrante y se benefician aquellos que precisamente no piensan en el país, en su progreso concreto . La corrupción se fortalece al máximo y los mediocres, con facilidad a la mano, pueden llegar al poder y mandarnos al despeñadero.
·          
 A esto se le llama los outsiders y outsiders fueron, no hay que olvidarlo, Fujimori y Toledo. No fabriquemos más improvisados y ladrones. El Perú no los necesita. Los hemos tenido y los tenemos de sobra. Completamente probado que no sirven para nada.
·          
 Hace falta, indiscutiblemente, una reingeniería y los mecanismos de apertura para fortalecer, de una vez por todas, a las entidades representativas del pueblo. Desde la izquierda hasta la derecha. En la pluralidad está el éxito. 
·          
Una tarea primordial que debe desarrollarse, por obligación, de inmediato. No olvidemos que las elecciones presidenciales la tenemos a la vuelta de la esquina. En menos de dos años. El 2016 se viene, se acerca y rapidito porque obviamente, el tiempo vuela. Hay que hacer algo para después no arrepentirnos.
                                                                           ·          
Hasta  ahora el Congreso sigue buscando al Defensor del Pueblo que, por obligación constitucional, debe ser elegido  de una vez por todas. Pero  no se encuentra la fórmula salvadora. Tampoco el consenso necesario.
·          
 La labor del Parlamento se cumple en medio de la desinformación y en completo estado de misterio.  Lo que es peor con un ingrediente que domina, preponderantemente, de informalidad entre los grupos políticos representativos que son, precisamente, los que van a llegar a acuerdos decisivos. La mecánica correspondiente de selección no es, precisamente, la más adecuada.
·          
De vez en cuando salen listas en los medios informativos, sin pies ni cabeza.  Van unos, vienen otros. Persisten algunos que no deben estar porque, sencillamente, carecen de capacidades y de otras cualidades imprescindibles. Un arroz con mango intragable y poco coherente.
·          
Para variar, salen otros eliminados. Sin saber las razones. Ni tampoco los fundamentos de las tachas y nadie conoce cómo van las cosas. Ni chicha, ni limonada. Menos cuando será la designación que se necesita a gritos.
·          
Las promesas persisten en que en esta legislatura tendremos al funcionario de la entidad más prestigiada del estado que fue fundada, en cuanto a gestión profesional se refiere, por el recordado Jorge Santistevan de Noriega, fallecido hace más de dos en la plenitud de su vida y cuando todavía podía aportar. 
·          
Uno de los candidatos a dirigir esa entidad con capacidad profesional y hoja de vida prestigiada, tanto en el país como internacionalmente, era el doctor Guillermo Bettocchi Ibarra. Pero el ilustre abogado ya no tentará el puesto. Si persistía y lo escogían, evidentemente, hubiese sacado lustre y valor.  El que se merece la entidad que hoy está con máximo representante nombrado de manera interina.
·          
Bettocchi formó parte como funcionario durante muchos años de Acnur, el organismo de Naciones Unidas que ve la problemática de los refugiados en el mundo. Estuvo en Centro América, Ginebra, Asia  y el Africa, laborando a plenitud por la humanidad y con brillantez.
·          

Como abogado en ejercicio en Lima, allá a fines de los años 70, fue uno de los fundadores de lo que es hoy el Estudio Ugaz y se desempeñó como Profesor de la Facultad de Derecho de la Universidad Católica donde, precisamente, se formó profesionalmente. Lamentable su retiro.  Pudo ser un auténtico defensor, el que realmente necesitaba el  país. (Noé).

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada